VISITAS: 112887

MÉXICO TIENE GRANDES PERSPECTIVAS DE EXPLOTACIÓN Y COMERCIALIZACION DEL MINERAL DE URANIO, TAMBIEN INDISPENSABLE COMO COMBUSTIBLE PARA USO DE LA NUCLEOELÉCTRICA LAGUNA VERDE.

*

MÉXICO TIENE GRANDES PERSPECTIVAS DE EXPLOTACIÓN Y COMERCIALIZACION DEL MINERAL DE URANIO, TAMBIEN INDISPENSABLE COMO COMBUSTIBLE PARA USO DE LA NUCLEOELÉCTRICA LAGUNA VERDE.

 

 

Entrevista con el  Ing. Gastón González Sepúlveda, extrabajador del Instituto Nacional de Energía Nuclear (INEN), actualmente ININ

Parte I

Fue trabajador del Instituto Nacional de Energía Nuclear (INEN), antecedente del ININ y en el año 1979 lo comisionaron para ocupar la jefatura zona Noreste  del departamento de Electrónica (Instrumentación Electrónica Nuclear) en el organismo descentralizado del gobierno federal denominado  Uranio Mexicano (URAMEX) para la exploración y explotación del mineral uranio, elemento clave como combustible para  operar un reactor nuclear.

Era un equipo de trabajo con gran conocimiento del tema, conformado con más de 200 trabajadores en la región llamada Cuenca de Burgos, localizada entre los estados de Tamaulipas y Nuevo León, pero el entonces presidente Miguel de la Madrid, en 1983, cerró las instalaciones con el argumento que no era prioritario para el país porque se contaba con reservas petroleras para 50 años.

Esta es la reflexión que hizo el Ing. Gastón González Sepúlveda, ahora retirado, pero interesado en que este proyecto se retome en beneficio del país, anteponiendo la soberanía nacional en este rubro, considerando que  entidades como Nuevo León, Chihuahua, Tamaulipas, Sonora, San Luis Potosí, Oaxaca y otros estados no explorados, cuentan con tan valioso elemento. Según expertos, las dos terceras partes del país son probables en yacimientos uraníferos.

Expertos geólogos y geofísicos, pertenecientes a URAMEX, con maestrías y doctorados, le demostraron al gobierno de ese tiempo que estaban equivocados, advirtiéndoles que el petróleo se agotaría en la última década del siglo XX y en las primeras décadas del siglo  XXI, pero el gobierno hizo caso omiso.

Se dijo en este tiempo que la empresa Uramex debía seguir funcionando, porque tendría las primeras recargas para el proyecto nuclear de Laguna Verde para el año 1986. Evidentemente el gobierno hizo oídos sordos a la propuesta a estos propósitos y estudios que se hicieron.

“Tengo varios años, con  gobiernos anteriores, haciendo gestión para que se abrace el proyecto nuclear por parte del Estado, proponiendo la integración de la industria nuclear a nivel nacional con su centro de Investigación ya existente (ININ) a través de un solo organismo. Así como Pemex está integrado con sus centros de investigación (IMP), y también está integrada la CFE con su centro de Investigaciones Eléctricas.

Ahora, con el actual gobierno, he recibido instrucciones de presentar el proyecto a la SENER a través del director de Recursos Nucleares de la Secretaría de Energía, el M.C. Antonio Gershenson, para darle seguimiento puntual al proyecto, dijo.

Gastón González indicó que actualmente el uranio es adquirido en otros países y su costo es elevado. Se estima que México cuenta con reservas localizadas, cubicadas  y evaluadas desde el año 1983, listas para su explotación, comercialización y consumo propio en el orden de 16 mil 400 toneladas. Pagando únicamente el costo de su enriquecimiento, representando parte del PIB, evitaría la compra del combustible en el extranjero  para la planta nuclear Laguna Verde.

En el análisis hecho por el ingeniero Gastón González, egresado del Instituto Politécnico Nacional, extrabajador del INEN y URAMEX,  lamentó que el  entonces presidente Miguel de la Madrid tomara la decisión equivocada de abrir las puertas a empresas españolas especializadas en generación de electricidad mediante energías renovables y con la posibilidad de ser intermediarios del gobierno mexicano para vender el mineral de uranio a otros países. Tomando el camino y la misma tendencia los gobiernos que le sucedieron.

El Ing. Gastón González Sepúlveda, presidente de la Organización Mexicana Pro-Cultura de Energías (OMPCEN) y presidente de Agrupación Nucleares,  es originario de la ciudad de México, pero con  raíces familiares en el puerto de Veracruz y en la capital Xalapa, quien agregó:

“Espero que  mi equipo de trabajo y la SENER presentemos el proyecto ante la  Ing. Rocío Nahle García y se lo entreguemos al presidente de la república para empezar los trabajos de la iniciativa de Ley ante el Congreso de la Unión para su aprobación”.

El ingeniero Gastón González participó activamente en la XXXIII edición del Congreso Anual de la Sociedad Nuclear Mexicana en este puerto.